LA FRASE

Es preciso atravesar el mundo. Pero no hay caminos hechos para vosotros. . . Los haréis, a través de las montañas, al golpe de vuestras pisadas.”

30/11/09

Por la Peña Cortada

Otro domingo más emprendiamos marcha.Todavía con el resquemor de dos rutas fallidas, la de Pedralba y Chulilla, en ésta nos sorprendió c la lluvia.El 18 de Septiembre nos levantamos temprano y emprendimos la marcha,Claude,Venus, nuestra perra, y yo hacia la Peña Cortada.
LLegamos a
Chelva, un bonito pueblo, con casas que nos recuerdan su pasado árabe y judío.Desde el pueblo bajamos por un bonito sendero con escaleras y barandilla, hasta el río Tuéjar y decidimos seguir la Ruta del Agua hasta Calles.Un recorrido sencillo, entre campos de olivos y algarrobos, con alguna pequeña fuente y agua en acequías, pronto llegamos a Calles, nuestro estómago ya nos pedía de comer,hacía calor y necesitábamos un descanso, nos sorprendió un parque destinado a los ancianos, con aparatos de gimnasia motriz, a las orillas del río Tuéjar,una idea que nos pareció maravillosa y desde aquí mi aplauso a los responsables.



Ya descansados, empezamos de nuevo la marcha hacia la Peña Cortada.Un sendero que se estrechaba más y más, con paredes rocosas a nuestro alrededor.En algún punto delante nuestro sólo veíamos montañas, imposible ver el camino,con la impresión que no tendríamos continuidad.




Una curva, muy cerrada y por un estrecho pasadizo entre dos grandes moles rocosas , nos introdujo en el cañón de Alcotas, impresionante sentirte tan pequeño entre esas paredes de rocas que el paso del agua excavó durante millones de años , al frente el cañón se cerraba en un recodo que no dejaba ver nada más que una hendidura cortada en la roca, a un costado una colosal pared, al otro una mole montañosa de pinos, empinada,retándonos a alcanzar la cima.Un pequeño sendero, con barandilla de madera en algunos puntos, nos condujo montaña arriba.
Describir la sensación de verte rodeado de pinos , paredes y el cielo arriba, es difícil, era como una gran olla, no veíamos el fin, de pronto ante nuestra mirada una gigantesca peña que desafíaba al cielo, imposible saber por dónde seguiríamos, estábamos cansados, con mucho calor y no sabíamos cómo íbamos a salir de allí. Nuestra sorpresa fue ver que esa gran peña estaba excavada con túneles dentro de la roca y otros pasadizos que te dejaban ver el impresionante cañón.Construidos por los romanos para llevar el agua, se supone que hasta la ciudad de Sagunto.Una obra que sorprende por su grandiosidad, laboriosidad y el tiempo.Nuestra pregunta era cómo en aquella época tan lejana, sin tener las herramientas que poseemos hoy día, aquellos hombres, pudieron excavar la dura piedra.. cuántos infelices seguramente caerían al barranco.Pasadizos en la montaña, al fondo,una peña cortada en perpendicular,de lejos parecía un canal de agua.La sorpresa final es el Acueducto sobre un gran barranco, caminas casi sobre el abismo.


Estábamos extasiados de tanta belleza, la natural, y la que habían construido los hombres, mezcladas en perfecta armonía, para hacer de aquel paraje algo digno de ver.
Comenzamos el regreso a Chelva, un poco cansados y con todas esas sensaciones del sendero tan impresionante que habíamos realizado y también con la alegría que por fin habíamos terminado una ruta completa.Venus se sentía tan cansada que no nos guíaba e iba detrás de nosotros con la lengua fuera.Un día maravilloso e inolvidable, con la única pega que no pudimos sacar fotos del acueducto, aggrrrr.. esta tecnología nuestra falla, repetiremos esta ruta, el acueducto y la Peña Cortada, nos esperarán..


TODAS LAS FOTOS
TRACK Y DATOS DE LA RUTA



Leer más...

27/11/09

Leer más...

26/11/09

Leer más...

CHELVA-CALLES-RAMBLAS DE ALCOTAS-PEÑA CORTADA

· Kilómetros aproximados: 17 km
· Media 3,4 Km/h
PRV 92 variante "Torre Castro"
· Recorrido: SO
· Tiempo total: 50 minutos (ida y vuelta)
· Kilómetros aproximados: 1 km
· NOTA: terreno boscoso y escarpado bastante difícil
PRV 92 variante "Rambla de Alcotas"
· Recorrido: N – NO
· Tiempo total: 1 h 30 minutos
· Kilómetros aproximados: 2 km
· NOTA: rambla pedregosa, sin demasiado nivel, con riesgo de avenidas en época tormentosa. Puede ser útil material de barranquismo, aunque no es necesario.

SENDERO DE PEQUEÑO RECORRIDO PRV-92

Chelva–Llano de la Jarcesa–Calles–Torre Castro–Peña Cortada–Chelva
PRV 92 Consulta predicción meteorológica
PRV 92 variante "Torre Castro" ·
Recorrido: SO ·
Tiempo total: 50 minutos (ida y vuelta) ·
Kilómetros aproximados: 1 km ·
NOTA: terreno boscoso y escarpado bastante difícil
PRV 92 variante "Rambla de Alcotas" ·
Recorrido: N – NO ·
Tiempo total: 1 h 30 minutos ·
Kilómetros aproximados: 2 km ·
NOTA: rambla pedregosa, sin demasiado nivel, con riesgo de avenidas en época tormentosa. Puede ser útil material de barranquismo, aunque no es necesario.
Este es un sendero de dificultad media, que recorre los campos entre Chelva y Calles para luego, una vez alcanzada esta primera población, ascender hacia el monte por la Rambla de Alcotas. El paisaje es impresionante, siendo rematado finalmente por el espectacular acueducto romano de "Peña Cortada".
No es un sendero excesivamente difícil, pero no os confiéis demasiado. En verano puede resultar muy duro.
En esta época estival, es interesante hacer la variante de la Rambla de Alcotas, siempre con las máximas precauciones, por si bajara agua por la misma, que pudiera resultar incluso peligroso.
Aunque hay alguna que otra fuente durante el recorrido, recomendamos llevar un mínimo de un litro de agua por persona.
CHELVA
Salimos de la Plaza Mayor de Chelva, por la calle Caballeros hacia la Plaza del Arrabal. La salida original del sendero es en esta última plaza. Desde esta plaza se coge dirección hacia el huerto del Pajuzo (al este) por una corta, estrecha y pintoresca calle que nos conduce a la Guardería municipal y sede de la Asociación Musical de Chelva, que quedará a la izquierda. Aquí tomaremos el camino que surge a la derecha entre unos campos, volviendo al pueblo y llegando a la Ermita del Arrabal, antigua Mezquita. Allí tomaremos la calle hacia el sur, a los barrios del Azoque y la Peirería encontrando un lavadero a la izquierda y, frente a él, a nuestra derecha, una fuente. Seguiremos el camino de la izquierda y entre campos se baja al río Tuéjar. Este tramo del sendero coincide con el Sendero “Ruta del Agua”, por lo que puede seguirse por las marcas amarillas y blancas o las flechas verdes. Otra alternativa es salir de la plaza del Arrabal directamente al río Tuéjar, siguiendo la “Ruta del Agua”.
RÍO TUÉJAR
Nada más alcanzar el curso del río encontramos las ruinas de un antiguo molino. Se cruza por el pequeño Puente del Arrabal y cogemos un camino ascendente desde el que puede contemplarse una excelente panorámica de la villa de Chelva. Al poco tiempo y a nuestra izquierda, aparece un refugio de cazadores.
REFUGIO DE CAZADORES
Después de pasar el empalme de un camino que viene por nuestra derecha, nos desviaremos por el camino de la izquierda. Nuestro recorrido pasa entre campos y huertas, debiendo cruzando varias acequias hasta divisar desde lo alto el Llano de Villanueva y la población de Calles. Llegados a este punto, descenderemos hasta encontrar un camino que debe continuarse por la derecha, encontrando al poco una balsa de riego a nuestra derecha y un cruce con el antiguo camino de Calles a Chelva, que actualmente se encuentra asfaltado. El sendero continua por el asfalto, hacia nuestra izquierda hasta una bifurcación, que tomamos a la derecha. En este punto hay, a la izquierda, una gran bodega de reciente construcción. Este camino lleva hasta un antiguo radiofaro de navegación aérea (un par de grandes antenas parecen amenazar al cielo).
RADIOFARO
Una vez rebasado el vallado del radiofaro, cruzamos con el camino asfaltado de la Puente Alta, debiendo cogerlo en sentido descendente a nuestra izquierda, para atravesar las casas de la urbanización-barrio de La Rocha y entrar en la población de Calles. Por cualquier calle descendente que cojamos llegaremos directamente a la Plaza Mayor de Calles.
CALLES
Ahora debemos salir de la población, en dirección norte. Cruzaremos el río Tuéjar por un ancho puente (no hay otro) hasta llegar al antiguo trazado de la CV-35 Valencia-Ademuz. En este punto, llamado La Venta, hay una fuente al frente y otra debajo de la carretera, a la izquierda (a 50 m del cruce), en las que podemos abastecernos de agua, y un bar a la derecha. Sin llegar a pisar el asfalto, cogeremos el camino que sale, nada más acabar el puente, a la izquierda. Cruzaremos sobre la Rambla de Alcotas. A nuestra derecha, de fondo, podemos ver el impresionante viaducto por donde cruza actualmente la carretera. Subiremos una pequeña cuesta, hasta la carretera asfaltada, que cruzaremos para alcanzar el pie de la Ermita de Santa Quiteria, patrona del pueblo de Calles. En la misma Ermita sale un camino asfaltado (que no es la carretera) que cruza la urbanización de chalets, uno de ellos con forma de barco. Justo debajo de este chalet, sale un camino a la derecha que lleva nuevamente hasta la Rambla de Alcotas.
RAMBLA DE ALCOTAS
Siguiendo el camino de tierra hacia el norte-noreste, cruzaremos la Rambla por tres veces. El camino puede no estar bien señalizado, ya que después de construir el tremendo viaducto, no se han repuesto las señales. Pero no debiera tener pérdida. Es una pista de tierra que pasa por debajo del viaducto y que va paralela a la Rambla. Al cruzarla por tercera vez, podremos observar una pequeña caseta enfrente desde la cual sale ascendiendo una estrecha senda por la pared que nos conduce a unos campos en el Llano de Los Arnachares. Al final de los campos, cogeremos un sendero a la izquierda, en dirección al Mas de Solaz. En la caseta anteriormente descrita nace la variante del PRV-91.1, que sube por el barranco, y que tiene menos dificultad que el sendero original, sin embargo puede en época de lluvias presentar cierta dificultad, aunque es bonita de realizar. Descripción al final.
MAS DE SOLAZ

El sendero del Mas de Solaz asciende lentamente por un bosque de pinos. Durante el trayecto podemos observar a nuestra izquierda la cumbre de la Torre Castro y, detrás de nosotros, hacia el sur, el pueblo de Calles. Tras un recodo del camino vemos al frente y en lo alto el corral de la Torre Castro, nuestro siguiente destino, al cual nos dirigimos por un pequeño barranco. Este tramo sea quizá el de mayor dificultad del recorrido, debido al material suelto y mal estado del firme del sendero. Próximos ya al corral, atravesaremos una espaciosa cueva natural y saldremos por su parte posterior al corral.
CORRAL DE TORRE CASTRO
Desde este punto, tenemos una amplia panorámica del pueblo de Calles al sur, y la Villa de Chelva, al suroeste. Al noroeste podemos ver el pico del Remedio y las canalizaciones de la Peña Cortada. Desde este punto se puede iniciar una pequeña variante para visitar la cumbre de la Torre Castro (611 m), que describiremos al final.
Saldremos del corral, en dirección oeste y poco a poco el sendero desciende entre un bonito bosque de pinos hasta cruzar un estrecho barranco y pasar un antiguo corral en ruinas.
CORRAL EN RUINAS
Seguiremos por el sendero hasta un cruce, donde empalma con la variante que viene del barranco (PRV-92.1). Aquí cogeremos la senda de la derecha, hacia el acueducto. El recorrido aquí va llaneando suavemente. Pronto aparecerá delante nuestro el primer túnel de la canalización del acueducto romano de Peña Cortada. A través de los sucesivos túneles cruzamos la montaña hasta encontrar una gran trinchera picada a mano en la roca que es la que le da nombre al acueducto. Este tramo es el más espectacular del recorrido y merece la pena recrearse en su entorno.
BARRANCO DE LA CUEVA DEL GATO
Al salir del gran tajo de la Peña Cortada, encontraremos el espectacular puente-acueducto romano construido para salvar el barranco de la cueva del Gato. Continuamos sobre la canalización, de la cual queda ahora un amplio sendero hasta una senda que sale a la izquierda, hacia un llano que hay abajo, con unos pinos, donde la canalización se empieza a perder. Ya en la amplia explanada junto a la Rambla de Alcotas, cruzamos la rambla y por un campo de olivos tomamos una senda, llegando a un amplio camino que seguimos a la derecha. Al poco rato podremos ver al fondo la Villa de Chelva, y tras una curva en el camino al fondo se puede apreciar el torreón de La Torrecilla. El sendero desciende poco a poco hasta un camino principal, que lo tomaremos a la derecha. Un poco más adelante veremos una fuente (agua no clorada)
FUENTE
Esta agua no es clorada, así que cuidado. Seguiremos por un camino que deja a la derecha y rodeándola el alto donde se encuentra la torre de La Torrecilla (siglo X y restaurada recientemente). Llegaremos a una nave abandonada y tomaremos una senda a la derecha, pegada a la nave, que cruza el barranco de La Torrecilla, llegando a unas huertas. Desde aquí, y entre los campos poco a poco entraremos en la población de Chelva.
CHELVA

TRACK
Leer más...

24/11/09

PEÑA LATRÓN Y CERRÍTICO REDONDO(PEDRALBA)

INTRODUCCIÓN

Corta pero interesante excursión por los alrededores de Pedralba (Valencia).
Nos dará a conocer el entorno del rio Turia a su paso por estas tierras, con buena representación del sotobosque Mediterráneo. Nos acercaremos a la peña Latrón para contemplarla desde la ribera del rio, subiendo después al llamado localmente "Cerritíco Redondo" de 232mts situado en uno de los meandros del rio, desde el que obtendremos buenas vistas de la zona.
En definitiva una excursión nada exigente, apta para todos y que nos dará a conocer el entorno natural de Pedralba.
No encontraremos fuentes en el camino así que es conveniente cargar antes de comenzar, aunque por el corto recorrido no es necesario cargar con mucha agua.
DESCRIPCIÓN DE LA RUTA
ACERCAMIENTO AL PUNTO DE INICIO
Tomando la gasolinera como punto de partida, seguimos por la cv-370 en dirección a Villamarchante. A los poco mas de 400mts y antes de cruzar el puente sobre el rio Turia, a la izquierda tomamos una pista asfaltada que sin dejarla en casi 1km volvemos a desviarnos, esta vez a la derecha, y junto a una construcción tenemos una amplia explanada para aparcar.Comenzamos en la explanada, junto a una construcción Por una pista de tierra entre un muro de piedras y algunas vallas de propiedades particulares nos dirigimos con sentido evidente hacia un pequeño barranco que vierte ocasionalmente sus aguas al Turia, dejando algun desvio de lado y cruzandolo para Dentro de este llegamos a unas galerías excavadas el la pared del barranco.
A los 200mts nos encontramos con el rio Turia, momento en que giramos para seguir por su lado izquierdo. Subimos un tramo rocoso en el que puede ser que en algun punto debamos ayudarnos con las manos.
1’2km por su ribera llegamos a un desvío, seguido en pocas decenas de mts por otro, siguiendo ambos por la derecha y en 500 mts más podemos bajar hasta el mismo cauce del río, donde nos situaremos bajo la roja pared de la peña Latrón, en la que antiguamente albergaba una pareja de águilas, quedando indicios de aquello con el abandonado nido que veremos en una de las pequeñas repisas.
140mts despues volvemos a encontrarnos con un cruce, seguimos de frente siempre buscando el margen del rio, y a escasamente 40mts más encontramos otro que tomamos por la derecha. Encontramos restos de los últimos incendios que hace años se cebaron con esta zona.
Cerca de 900mts desde el últino desvío llegamos al que será el cruce común de la ruta. Mas tarde vendremos por la izquierda, pero de momento seguiremos de frente. Poco después llegamos a la zona de baño.
A los 200mts aprox. Comenzamos a remontar un pequeño barranco, separandonos perpendicularmente del curso del Turia. Como mera información diré que justo antes de tomar este barranco existe un paso un tanto precario para cruzar el rio Turia en sentito a Villamarchante.
Tomamos altura y por un momento podemos divisar el Cerritíco, alto al que subiremos mas tarde.
La senda lleva a cruzarnos con una pista de tierra que seguimos por la izquierda para llegar en segundos a una curva de la misma donde encontramos un majano y un nuevo desvío a la izquierda dejando la pista.
Subimos por la senda para ir adquiriendo mas altura y divisar las panorámicas mas amplias hasta el momento.
Poco después bajamos y nos dirigimos hacia el Cerritíco Redondo, pasando muy cerca de su vértice al cual podemos subir en muy poco tiempo por los pasillos naturales que hay entre la vegetación.
En tramos de fUerte bajada seguimos para unirnos al punto de cruce comun antes mencionado. A partir de aquí debemos seguir por el mismo lugar por el que vinimos hasta llegar al punto de inicio.
DATOS DE LA RUTA
Ruta circular
Distancia recorrida: 10,9 kilómetros
Altitud min: 117 metros, max: 241 metros
Desnivel acum. subiendo: 385 metros, bajando: 373 metros
Grado de dificultad: Fácil
Tiempo total: 4 horas 11 minutos
Tiempo movimiento
: 2 horas 38 minutos
DATOS, MAPAS, GRÁFICOS Y TRACK


.
Leer más...

18/11/09

Senderos inolvidables

Esta aventura de recorrer las montañas de la comunidad valenciana,comenzó hace dos años.En aquellos momentos mi vida estaba estancada, no sabía que caminos tomar,sóla, emocionalmente destrozada,pero con ganas de vivir y sabiendo que en algún lugar habría algo que me llenara.
En este maravilloso invento del siglo XX, internet,empecé mi busqueda y ahí encontré una página de un grupo de senderismo ANDDU ,acogían en aquellos momentos a todos los que quisieran entrar en su grupo, así me decidí un domingo en acompañarlos, me recibieron con gran generosidad y con ellos aprendí y le cogí el gusto a las caminatas por las montañas.
Cuando empiezas el recorrido, todo es nuevo, comienzas a contemplar la naturaleza, los cortados de los barrancos, la vegetación y a medida que subes por la montaña y divisas esos paisajes tan hermosos , te sientes viva, llena de aire en los pulmones, las piernas algunas veces, se resienten, pero sigues adelante, deseando llegar a la cima y poder contemplar desde allí el mar , en muchas ocasiones, los pueblos, otras montañas.Los tropezones, el calor, el frío, las subidas en las que te quedas sin aliento, las bajadas muchas veces peligrosas, los abismos,todo te hace sentir, maravillarte ante cada metro del recorrido.
Senderos estrechos, otras veces pistas forestales, pero siempre hermosos y con la naturaleza a tu lado, acompañándote,viva ella también, con el susurrar de los árboles, el canto de los pájaros, el tintineo de las aguas, todo es una invitación a seguir caminando y continuar otro domingo con la misma aventura del senderismo.
Después de disfrutar en compañía de ANDDU varios recorridos, mi vida cambió y trajo a mi lado a una persona maravillosa, con la que actualmente comparto estos domingos en la montaña.A él también le ha llamado la naturaleza y los dos hacemos unos recorridos inolvidables y llenos de paz.
Leer más...